Prevenir es fundamental para evitar un ACV

Un accidente cerebrovascular (ACV) se produce cuando hay un daño en el tejido cerebral a causa de un problema en las arterias que lo irrigan. Esto puede ocurrir porque se ocluyó una arteria y se produjo un infarto (ACV isquémico), o porque se rompió una arteria que derivó a una hemorragia o derrame (ACV hemorrágico).

New Call-to-action

 

Según el Ministerio de Salud, el ACV es una de las principales causas de discapacidad en Chile, con una prevalencia aproximada de 130 casos por cada 100 mil habitantes. Por esta razón, desde 2013 se encuentra incorporado en el programa de Garantías Explícitas en Salud (GES).

Las enfermedades cerebrovasculares ocupan el segundo lugar como causa de muerte en el país (después de las cardíacas) y son la primera causa de invalidez en personas adultas mayores de 65 años.

El ACV en Chile y el mundo

La Organización Mundial de la Salud (OMS) reporta que cada año 15 millones de personas sufren un accidente cerebrovascular, de las cuales cinco millones fallecen y cinco millones quedan permanentemente con algún tipo de discapacidad.

En Chile, en 2021 hubo 29.542 egresos hospitalarios por ACV y esta patología fue la segunda causa de mortalidad, después de las enfermedades isquémicas del corazón, sin considerar la pandemia por SARS-CoV-2. 

Además, en el país se registraron 7.501 defunciones por ACV ese mismo año, lo que equivale a una muerte cada 72 minutos.

¿Cómo prevenir un ACV?

Los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos plantean una premisa fundamental: muchos accidentes cerebrovasculares pueden evitarse mediante cambios saludables en el estilo de vida.

Además, recomiendan mantener controles de salud que detecten posibles riesgos de sufrir un ACV.

Consejos para una vida más saludable

  • Elegir alimentos y bebidas sanas
  • Mantener un peso saludable
  • Hacer actividad física con regularidad
  • No fumar
  • Limitar la ingesta de alcohol
  • No consumir cocaína ni otras drogas ilícitas.

Recomendaciones para controlar afecciones médicas

  • Controlar el colesterol
  • Controlar la presión arterial
  • Controlar la diabetes
  • Recibir tratamiento para la enfermedad cardíaca
  • Tomar los medicamentos recetados.

El aporte de una buena alimentación

La Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos agrega que comer sano es bueno para el corazón y puede ayudar a reducir el riesgo de accidente cerebrovascular. Para ello aconseja:

  • Comer muchas frutas, verduras y granos enteros.
  • Elegir proteínas magras, como pollo, pescado y legumbres.
  • Escoger productos lácteos sin grasa o bajos en grasa.
  • Evitar los alimentos fritos, alimentos procesados y productos horneados.
  • Comer menos alimentos que contengan queso, crema o huevos.
  • Evitar las comidas con mucho sodio (sal).
  • Evitar los alimentos con grasas saturadas, grasas hidrogenadas o parcialmente hidrogenadas.

¿Cómo detectar un ACV?

Los devastadores efectos de un accidente cerebrovascular responden en gran medida a que una parte importante de la población no logra reconocer los síntomas y no se dirige a tiempo al servicio de urgencia más cercano, sin saber que la atención médica oportuna puede prevenir daños mayores, secuelas neurológicas e incluso la muerte.

Pérdida de la fuerza en un brazo o en una mitad del cuerpo, parálisis de la mitad de la cara y dificultad para hablar o hacerse entender. Cualquiera de estos tres síntomas, si se produce de manera repentina, puede deberse a un ACV.

Otra forma de detectar un ACV es el método FAST, que se basa en las siglas en inglés para conformar el siguiente esquema. 

  • F (Face/cara): ¿Un lado de la cara se cae o está entumecido? Pídele a la persona que sonría. ¿La sonrisa de la persona es desigual?
  • A (Arm/brazo): ¿Un brazo está débil o entumecido? Pídele a la persona que levante ambos brazos. ¿Tiene un brazo con tendencia a la baja?
  • S (Speech/habla): Dificultad del habla, ¿arrastra las palabras?
  • T (Time/tiempo): Es hora de llamar al 131. El accidente cerebrovascular es una emergencia y cada minuto cuenta.

El Minsal remarca que se debe llamar inmediatamente al número de emergencias del SAMU (131) o acudir al servicio hospitalario más cercano, para recibir a tiempo el tratamiento que corresponda.

acv prevencion

Rehabilitación de ACV en TrainFES

Cuando se produce un ACV, el cerebro deja de recibir nutrientes y oxígeno. Aunque esto ocurra por pocos segundos, es suficiente para generar consecuencias en quien lo sufre. Mientras antes se reciba atención médica, mejor será el pronóstico del paciente. 

El accidente cerebrovascular puede dejar secuelas como parálisis o pérdida del movimiento muscular, dificultad para hablar o tragar, pérdida de memoria o dificultad para pensar.

Con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los pacientes afectados por un ACV, TrainFES es la mejor opción de rehabilitación, al combinar la tecnología con un equipo de profesionales que evalúa caso a caso y determina el tratamiento más adecuado.

Kinesiólogos, médicos fisiatras, terapeutas ocupacionales, fonoaudiólogos y psicólogos estarán presentes durante todo el proceso para definir la terapia y acompañar su desarrollo.

Un plan de entrenamiento personalizado, la guía permanente del equipo médico y el uso de tecnologías como la electroestimulación funcional posibilita los siguientes beneficios:

Recuperación motora

Por lo general, un ACV genera pérdida del movimiento funcional al afectar el control de brazos o piernas, por lo que interfiere en actividades como caminar, subir o bajar escaleras, ducharse o alimentarse. 

El objetivo es que la persona recupere su capacidad funcional, para mejorar el desarrollo de aquellas actividades que son parte de su vida diaria.

La metodología TrainFES incluye rehabilitación continua con la técnica de electroestimulación funcional, cuyo uso se define luego de una evaluación y la indicación de tratamiento caso a caso, a cargo de un equipo de kinesiólogos, médicos fisiatras, terapeutas ocupacionales y fonoaudiólogos.

La electroestimulación funcional, que consiste en la aplicación de suaves corrientes eléctricas sobre las zonas afectadas para buscar la activación de los músculos, es un buen complemento para la terapia convencional, ya que puede mejorar los resultados de la rehabilitación y disminuir el tiempo de recuperación.

La evidencia generada por TrainFES dio cuenta de los avances de 85 pacientes en cuanto a su nivel funcional, entre su primera sesión de entrenamiento y el segundo mes de terapia. 

La primera evaluación arrojó como resultado que 22 de los pacientes lograban sentarse, y durante la segunda toma de pruebas 12 de ellos avanzaron al nivel bípedo (72,7%) y cuatro lograron caminar (18,2%).  

La segunda evaluación también demostró que de los 19 pacientes que lograban el bípedo, 10 lograron caminar (52,6%) y 9 mantuvieron su nivel, aunque presentaron mejoras (47,4%). 

Entre quienes utilizaron la terapia FES, ninguno mostró retrocesos.

Potencia la terapia convencional para mejorar la deglución

En el caso de la pérdida de la capacidad para tragar, TrainFES complementa la terapia fonoaudiológica tradicional con electroestimulación funcional para tratar ese tipo de problemas.

Los análisis científicos han comprobado el buen resultado de este método en la rehabilitación de la disfagia. Por un lado, la terapia logra mayor respuesta y, por otro, reduce los tiempos de rehabilitación.

Ayuda la función de alcance y prensión

La terapia FES que incluye entrenamiento de la extremidad superior ha probado ser una intervención eficaz, con buenos resultados en términos de manipulación de objetos, prensión palmar y tracción. 

Con sus avances tecnológicos y un equipo multidisciplinario de profesionales de la salud, TrainFES presenta una metodología que apunta a lograr el máximo potencial de rehabilitación del paciente, cuyo compromiso y constancia son fundamentales.

Los usuarios cuentan con la tecnología para realizar los ejercicios en forma presencial o remota, en constante coordinación con los médicos, y ello posibilita que TrainFES logre hasta 10 veces más terapias efectivas que un método convencional.

New Call-to-action

Quiero más información


    Publicaciones Recomendadas

    Esclerosis lateral amiotrófica: ¿Qué es y cómo tratarla?
    26-10-2023

    Esclerosis lateral amiotrófica: ¿Qué es y cómo tratarla?

    Las enfermedades neurodegenerativas afectan varias actividades propias del cuerpo, como el equilibrio, el movimiento, el habla, la respiración e incluso funciones del corazón. 

    Telerehabilitación: mejores resultados gracias a la continuidad terapéutica
    13-12-2023

    Telerehabilitación: mejores resultados gracias a la continuidad terapéutica

    Personas con distintos grados de parálisis motora debido a trastornos o enfermedades neurológicas tienen opciones de recuperar movilidad y mejorar su calidad de vida con una rehabilitación que incluya entrenamiento y tecnología, y para ello es fundamental la continuidad del tratamiento.  

    La experiencia de profesionales al servicio de la neurorehabilitación
    19-10-2023

    La experiencia de profesionales al servicio de la neurorehabilitación

    Recuperar la movilidad perdida o funciones básicas del organismo es el anhelo de quienes han sufrido algún tipo de parálisis motora, y para ello es necesario un proceso de rehabilitación que requiere de constancia y del apoyo de profesionales capacitados.